Diciembre 2018

Tendencias de construcción sostenible en Colombia 2019

La industria de la construcción está en constante evolución, prueba de ello es que en el país cada vez son más frecuentes los proyectos de alto desempeño y sostenibilidad integral para mitigar el cambio climático y garantizar el bienestar de las comunidades y el cuidado del medio ambiente.

Telemedellín Leed Oro

Más que una tendencia, la construcción sostenible es el presente y futuro de la industria, por eso, hoy no es posible concebir el desarrollo de las ciudades sin pensar en términos de sostenibilidad.

Juan David Lizcano, Director Ejecutivo (e) del Consejo Colombiano de Construcción Sostenible (CCCS), nos cuenta a continuación cuáles fueron los logros más destacados durante el 2018 en el país.

1. Construcción de más edificiaciones que aportan a mitigar el cambio climático, hacen uso racional de los recursos naturales, generan mayor valor a sus dueños e impactan positivamente en la salud, bienestar y felicidad de las personas. Gracias a esto, los consumidores también han tomado mayor conciencia sobre la importancia de reducir su impacto ambiental.

2. Materialización de proyectos sostenibles a través de un sistema de certificación. En el mundo hay más de 60 sistemas de certificación en construcción sostenible que facilitan la toma de decisiones y se consolidan como instrumentos de gestión de los procesos de planeación, diseño, construcción y operación de edificaciones, así mismo, permiten que en cada una de estas fases se establezcan metas claras de desempeño en cuanto al uso de los recursos naturales y económicos, se determinen protocolos de seguimiento, se mida el desempeño y se realicen análisis de las estrategias establecidas y de los impactos de las edificaciones.

En Colombia hay presencia de siete sellos de certificación sostenible, que han permitido el desarrollo de diferentes proyectos inmobiliarios. Estos son:

  • LEED, Leadership in Energy & Environmental Design
  • ARC, complemento a LEED
  • CASA Colombia del CCCS
  • HQE, High Quality Environmental
  • WELL Building Standard
  • Living Building Challenge
  • EDGE, Excellence in Design for Greater Efficiencies

 

De todos estos, el CCCS se siente orgulloso del éxito que ha tenido el sistema de certificación LEED, que actualmente representa 6,2 millones de m2 de proyectos sostenibles en el país. Esta área se compone así:

  • 151 proyectos inmobiliarios certificados (2,3 millones de m2)
  • 222 proyectos en proceso de certificarse (3,9 millones de m2)

 

3. El movimiento de la construcción sostenible se ha posicionado en el país bajo el liderazgo del CCCS, que trabaja para demostrar y difundir las ventajas y la viabilidad económica de diseñar, construir y operar proyectos inmobiliarios con criterios de sostenibilidad integral. Hoy el país valora la importancia de construir este tipo de proyectos, validados por estándares de reconocimiento internacional.

Lo que viene para el 2019

De acuerdo con Lizcano, durante el 2019 se consolidarán prácticas de construcción sostenible como:

  • Uso de energías renovables
  • Salud y bienestar en las edificaciones
  • Viviendas sostenibles, incluidas las viviendas sociales gracias al sistema de certificación CASA Colombia.
  • Mejor desempeño de las edificaciones existentes y monitoreo a través de la herramienta ARC.
  • Economía circular.
  • Análisis del ciclo de vida de los materiales.
  • Eficiencia energética en edificaciones nuevas a través del Building Efficiency Accelerator, conocido como programa BEA.
  • Infraestructura escolar sostenible.

 

Por su parte, John Octavio Ortiz, arquitecto especializado en construcción sostenible de Arquiurbano Taller, presenta tres retos que tendrá la industria en el nuevo año:

1. Incrementar el número de edificios con menos consumos energéticos, para eso es importante la elección del lugar de emplezamiento, pues esto garantiza que puedan aprovechar mejor la luz y la ventilación natural, evitando así el uso excesivo de luz artificial y aires acondicionados.

2. Elección de materiales constructivos que tengan un impacto mínimo en la huella de carbono, para lograrlo, se deben preferir aquellos que sean de producción local, que implementen tecnologías limpias para su fabricación, que no requieran recorrer largas distancias y que su consumo energético sea muy bajo.

3. Tener más obras y espacios públicos en convivencia con la naturaleza, es decir, que la vegetación y los entornos naturales que de una u otra forma se ven afectados se involucren cada vez más en los proyectos urbanos, que no sean vistos como obstáculos sino como elementos que potencian las obras y le dan una cara más verde.

Ortiz agrega que para lograr lo anterior, hace falta una mayor pedagogía en construcción sostenible y que todos los actores de la industria sean conscientes de la importancia de hacer de la sostenibilidad un elemento inherente al proceso creativo de diseño y de construcción de cualquier proyecto.

Así, aunque se ha avanzado en construcción sostenible, el 2019 será un año clave para apostar por una industria cada vez más amigable con el medio ambiente, que garantice un buen equilibrio entre lo natural y lo artificial.

Línea de Transparencia
   01 8000 522 021
Síguenos en: